top of page
Buscar
  • Foto del escritorEDAP

El niño/a adoptado/a



Adoptar su niño es, de hecho, un verdadero obstáculo que no ocurre sin dificultades durante todo el proceso. Pero, los problemas no se detendrán con la culminación de la adopción, la psicología del niño adoptado es uno de los puntos que deben de ser supervisado cuidadosamente.


Según Olvido Macías, autora de “Vidas Unidas” (2016), la adopción “no es generosidad, o caridad, como me han dicho alguna vez: es llenar un hueco que nosotros como padres teníamos, lejos de una pertenencia de consanguinidad y cerca del deseo de pertenecer a un clan plagado de afectos.»


Sin embargo, no se trata solamente del impacto que en la vida de los padres. Antonio Ferrandis, jefe de Adopciones de la Comunidad de Madrid, explica, “Hay que insistir en que la adopción es una medida de protección a la infancia […]. Para los niños que carecen de una familia adecuada, se trata de la medida más drástica de protección, que extingue su vinculación con la familia de origen y […] que los separa del entorno en que han nacido y crecido.”


Ambos tipos de padres, biológicos y adoptivos, saben que criar a un hijo es una de las cosas más difíciles de la vida. Pero tomar la decisión de adoptar es elegir agregar otro nivel de dificultad encima de algo que ya era muy complicado.


Impacto del abandono

Muchos niños adoptados traen secuelas emocionales o atrasos en su desarrollo físico o cognitivo. Deberán afrontar los problemas inherentes a su desarrollo normal, pero además de eso, deberán afrontar el peso de haber sido abandonados por sus padres biológicos.


Esta carga emocional provoca generalmente un incremento de la ansiedad por separación, acompañado de una pregunta:


¿En qué momento me volverán a abandonar?

Para un niño adoptado el amor no perdura. Vive incesantemente con el miedo a ser abandonado por su familia y con una desconfianza ante el adulto. Por eso es importante una buena comunicación. Permitirles contar su propia historia, desde el punto de vista del empoderado en vez del de la víctima, es clave para facilitar una adaptación positiva.


La falta de apoyo por parte de la familia o del círculo cercano es otro factor dificultando el proceso de acomodación. El estigma social frente al tema de la adopción, lamentablemente sigue siendo bastante común e impacta mucho la adaptación del niño.


Un carácter particular

Sabiendo que fue rechazado desde su nacimiento, la autoestima del niño adoptado será afectada y le hará creer que cualquier expresión de amor está amenazada con un nuevo abandono. De esta creencia errónea surgirá una inseguridad emocional que le impedirá desarrollar vínculos afectivos seguros con y como los demás.

El amor de los padres adoptivos no es suficiente en estos casos para ayudar a los niños heridos por el abandono. Se requiere la intervención de un psicólogo infantil para establecer un monitoreo psicológico detallado y así evitar una evolución negativa.


Problemas comunes en niños adoptados incluyen socialización conflictiva y dificultades de integración sobre todo por la autoestima baja.


También existe el temor a ser cuestionados sobre sus raíces que conlleva reacciones negativas resultantes

Conductas habituales

Al contrario de un niño biológico, el adoptado no es una página en blanco. Sus padres adoptivos deben considerar su pasado sin negarlo. Cuanto más tarde se adopte al niño, más lo afectará su primera historia.


A medida que va creciendo aparecerán ciertas conductas, especialmente con los más chiquitos. Las más frecuentes son los temores nocturnos y la regresión (orinarse, pedir biberón…). Cuando ya es un poco más grande, suelen usar la “coartada de los orígenes”; en otras palabras, justificar su comportamiento con el hecho de que ha sido adoptado y no es como los demás.


Cuando se entera de su situación, el niño generalmente pasa por varias fases: Dolor, rabia, culpa, vergüenza y a veces, incluso agresividad. Todos son síntomas de la angustia profunda generada por el proceso de adaptación.

Comprender a un niño adoptado

La ira que siente en este momento no estará dirigida hacia sus nuevos padres, sino está directamente relacionada con el abandono que sufrió. El sentimiento de culpabilidad subsecuente surge también de este abandono e influencia sus pensamientos: “Si me abandonaron, es porque no me querían, porque yo era una molestia.”


Su posible agresividad es solo una expresión de estos dos sentimientos y suele acompañar una depreciación de uno mismo.

Aunque crezca rodeado de mucho cariño, llegara el día cuando el niño tendrá preguntas sobre sus orígenes. Aceptar que el niño está buscando a sus padres biológicos (si siente que la necesita), también es una forma de ayudarlo y apoyarlo.


¿Como ayudar?


1. Nunca se debe ocultar el primer “pedazo de vida”. Es crucial respetar los orígenes de uno sin denigrarlos. Incluir a la familia, la escuela y los médicos sobre las condiciones de adopción ayudará al niño a vivir normalmente y evitar comentarios perjudiciales.


2. Evitar ocultar la verdad, excepto cuando el niño es demasiado pequeño y cuando se tratan de casos difíciles como lo son los nacimientos después de una violación y / o incesto. En estos casos, es mejor esperar una edad más apropiada y hacerlo en un espacio controlado, con mucho soporte emocional y con acompañamiento profesional, preferiblemente.


3. Tomar el tiempo para explicar que aunque no es hijo biológico, sigue siendo fruto de un fuerte amor.


Recuerden…

La adopción es una cuestión de paciencia, apego, identificación y sobretodo afecto. Con la llegada de una nueva persona a la familia, la capacidad de adaptación es primordial, tanto para los padres como para los niños para garantizar la mejor integración.


Todas estas precauciones serán escudos para preservar al niño ante los caprichos de la vida. Sin embargo, a veces, para querer hacerlo demasiado bien, sucede que sobreprotegen al niño. Por lo tanto, es importante encontrar un término medio y elegir la manera “clásica” de crianza: simplemente siguiendo el instinto y dándole mucho amor y atención.


Por: Lic. Pascale Anacreon


Referencias:

https://www.abc.es/familia/padres-hijos/abci-historias-adopcion-y-sin-final-feliz-201611222118_noticia.html

https://naceragatha.com/en-tu-rabieta-haras-de-mi-tu-espejo-3/

https://www.passeportsante.net/fr/grossesse/Fiche.aspx?doc=enfant-adopte-comprendre

http://www.psychologie-enfant.com/psychologie-enfant-adopte/

https://www.psy.be/fr/conseils/lenfant-adopte-0

88 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page